TIPS PARA CUIDAR TU PIEL EN EL VERANO Y VACACIONES


Mujer con sombrero en el mar

 

Protector Solar

Es recomendable utilizar diariamente protector solar en todas las áreas del cuerpo que vayas a exponer al sol. Es mejor si lo aplicas entre 20 y 30 minutos antes de la exposición y repetir la aplicación cada 2 horas o al salir del agua.

 

Complementos

Tener también protector labial, lentes para el sol y gorra o sombrero.

 

Ropa adecuada

Busca utilizar ropa ligera y de colores claros procurando cubrir la mayor parte del cuerpo, para evitar la acción directa del sol en la piel.

 

Horario para hacer actividades bajo el sol

Procurar estar bajo el sol antes de las 11 o 12 de mediodía y después de las 5 de la tarde porque son las horas en que los rayos del sol son menos fuertes. Si no lo puedes evitar, utiliza protector solar, lentes de sol y sombrero o gorra.

 

Hidratación

Es importante mantenerse tomando agua durante todo el día para evitar la deshidratación y que la piel se mantenga suave e hidratada. Si es necesario, utilizar alguna loción hidratante para mantenerla fresca desde el exterior durante el día.

 

Limpieza del rostro

De preferencia limpiar el rostro dos veces al día, porque en el verano la transpiración es mayor u pueden taparse los poros con más facilidad.

 

Exfoliación

Como en cualquier época del año la exfoliación es importante para eliminar las células muertas de la piel y permitir su regeneración. Es muy favorable para tener una piel suave.

 

Uso de crema hidratante

Una crema hidratante a base de agua va a mantener la hidratación de la piel, tanto del rostro como del resto del cuerpo, para que por el calor no se genere una película de grasa en a superficie de la piel.

 

Eliminar los refrescos

Aunque por el calor se te antojen mucho los refrescos, procura evitarlos, porque son una de las causas de la deshidratación de la piel y la aparición de la celulitis.

 

Vigilar siempre tu piel

Si notas algún cambio en tu piel, como color, textura, aparición de manchas o lunares acude a tu médico. Si hubiera alguna alteración en tu piel, ya sea cuestión estética o médica, las probabilidades de que los tratamientos funcionen es mayor cuando son atendidas a tiempo.